Información


Esta situación de cuarentena que nos tiene en aislamiento social tiene similitud con la olla de presión. Imaginemos el escenario: de la noche a la mañana, la mesa del comedor se ha convertido en escritorio de tareas de los pequeños escolares, en el centro de los alimentos y la oficina de papá y mamá.